الأرجنتين

الجمعية السورية الثقافية

Rivadavia 5581- C.A.B.A.- culturalsiria@gmail.com


: -
  
  
  

Sa’adeh discutió dos trabajos de Shafiq Ma´alouf. El primero fue “al-‘Ahlam” (Los sueños), en el cual vió “un sentimiento puro, natural, pulsante”.*1

El segundo fue su famoso poema “Abqar” (1936), al cual criticó porque estaba vacío de cualquier significado filosófico y estaba basado en antigua mitología árabe. Este poema cuenta la historia de un viaje imaginario, emprendido por el poeta, volando a espaldas de las musas y del jinn al valle de Aqbar, donde vive una multitud de raras y horribles criaturas.El poeta no sólo encuentra a esas horribles criaturas, especie por especie, sino que “escucha sus exhortaciones contra la maldad del hombre, o algunos fragmentos de sabiduría”*2. Como Salma Khadra Jayyusi nota,

El poema está lleno de descripciones esmeradas de estas criaturas mayormente repulsivas: ghouls, jinns, sibilas, magos, prostitutas, criaturas mitológicas y personajes legendarios de la antigua mitología árabe. Hay también una plétora de febriles descripciones del extraño, desconcertante, tumultuoso valle en el que viven todas estas criaturas.*3

Sa’adeh cuestionó: ¿por qué eligió Shafiq Ma´alouf a Aqbar como tema para su poema? La justificación, sostuvo Sa’adeh, fue que el poeta quiso ser innovador, eligiendo un tema desconocido que probablemente nadie en Siria había considerado antes, con la excepción de los orientales; quizás también conocido por aquellos que estudiaron leyendas y costumbres árabes.*4 Lo que yacía bajo esta innovación era el deseo del poeta de ser famoso.*5

Quizás Aqbar pueda ser evaluado sobre la base de cuán útil es en cuanto significado. ¿Puede el lector obtener algo útil de él, de su tema o sus imágenes? De acuerdo con Sa’adeh, Aqbar no sólo es un tema extraño, sino también vacío de cualquier mensaje espiritual o filosófico.*6 Sus imágenes son reflejo de leyendas y fantasías ilógicas y vacías de significado, de pueblos cuyas mentes están atrapadas en el pantano de la ignorancia y la ferocidad. Es lo contrario de esos admirables mitos que están llenos de significados filosóficos y que son reflejo de un pueblo con una gran vida mental, como las mitologías sirias que contribuyeron al surgimiento de la más creativa poesía clásica y al más eminente pensamiento filosófico. En línea con la evaluación de Sa’adeh, Salma Khadra Jayyusi concluye que “el lector moderno tiene muy poco que obtener de él (de Aqbar), en cuanto tema o imágenes.*7 Ella agrega: “sus imágenes son forzadas y sus temas altamente superficiales; y su sabiduría es banal y desactualizada.”*8

La objetividad de Sa´adeh se manifiesta claramente en su evaluación de esta historia imaginaria. Por un lado, alabó al poeta para su gran habilidad poética intentando unir leyendas tradicionales árabes, de jinns y sibilas, con un hilo conductor de pensamiento, y relacionándolo con un tema humano muy importante: el Amor.*9 El comentó: “Supongo que nadie ha precedido a Shafiq Ma´alouf en semejante esfuerzo, y creo que ninguno lo superará en algo similar. Este esfuerzo en una novedad, pero me gustaría que nadie en Siria lo imitara.”*10 Por otro lado criticó al poeta por retratar al amor como un instinto biológico cuya función es satisfacer una condición estrecha y materialista y oprimentes deseos sexuales. “Este amor -sostuvo Sa’adeh- no tiene ninguna aspiración psicológica idealista”, es innato y bárbaro. Se relaciona con el período preislámico de ignorancia. Es el amor que no ha sido domado a través de la civilización, ni ha sido corregido por la cultura, ni ha sido elevado por la psiquis.”*11

En su propio tiempo, Aqbar atrajo una gran cantidad de atención y comentarios por ser una novedad. Primero, fue quizás “el primer ejemplo en la poesía árabe moderna de un poema lleno de palabras de carácter horrible con las cuales las facultades visuales y auditivas del lector son continuamente bombardeadas.”*12 Segundo, trató de revivir la antigua mitología árabe. Como mostró su larga introducción, el poeta emprendió una investigación esmerada para recolectar material para su trabajo. Sin embargo, su uso de la mitología no reveló un entendimiento profundo del valor del mito en la poesía. Como los pocos poetas que mostraron interés en la mitología árabe antes de él*13 , su aplicación del mito era, como Salma Khadra Jayyusi señaló, "increíblemente llana y descriptiva, y, de hecho, mostró una gran ignorancia del uso del mito como símbolo".*14 Con palabras similares, Sa´adeh comentó que el poeta no tuvo éxito articulando los valores espirituales y filosóficos de los mitos. Como afirma, "el poeta intentó elevarse con las mitologías árabes al nivel de mitologías filosóficas, pero descendió con la filosofía de mitos a un estado ilógico".*15

Un aspecto interesante del análisis de Sa´adeh del tema del amor es su negativa de ver el amor exclusivamente en términos de deseos sexuales. Él rechaza que los deseos físicos sean el extremo último del amor porque ellos son fuente de heridas, odio y enemistad despreciable y sórdida, que no ven nada en el mundo excepto su pequeñez y sordidez.*16 Según él, el amor es una mezcla de pensamiento y sentimiento y psiquis que aprecian la vida y su belleza y que intentan comprender sus altos ideales. Como sostuvo: “El amor es una unificación de psiquis. La comunicación sexual es un medio para el abrazo de psiquis, que están determinadas a estar juntas o a caer juntas en la lucha contra la corrupción y el vicio y para realizar el alto ideal de simbolizar el derecho absoluto, la justicia, la belleza y el amor...” *17

*1-Rabia’ah Abi Fadel Antun Sa’adeh: The Mahajari Scholar and Critic, op. cit., p. 79.
*2-Jayyusi, Salma Khadra. Trends And Movements In Modern Arabic Poetry, Vol 1, Leiden: E.J. Brill, 1977, p. 75.
*3-Ibid.
*4-Sa’adeh, Antun. al-Sira’ al-Fikri fi al-Adab al-Suri (Intellectual Struggle in Syrian Literature), op. cit., p. 51.
*5-Hourani, Ramiz. Literary Criticism and Its Intellectuals Fundamentals in the Philosophy of Antun Sa´adeh, 1st edition; Beirut: Bissan, 1998, p. 126.
*6-Ibid., p. 51.
*7-Jayyusi, Salma Khadra. Trends And Movements In Modern Arabic Poetry, Vol 1, Leiden: E.J. Brill, 1977, p. 75.
*8-Ibid.
*9-Sa’adeh, Antun. al-Sira’ al-Fikri fi al-Adab al-Suri (Intellectual Struggle in Syrian Literature), op. cit., p. 52.
*10-Sa’adeh, Antun. al-Sira’ al-Fikri fi al-Adab al-Suri (Intellectual Struggle in Syrian Literature), op. cit., p. 52.
*11-Ibid., pp. 54-57.
*12-Jayyusi, Salma Khadra. Trends And Movements In Modern Arabic Poetry, Vol 1, Leiden: E.J. Brill, 1977, p. 76.
*13Nasib Arida usó el mito árabe de Iram Dhat al-Imad en su largo poema “Ala Tariq” (1925). Ilya Abu Madi (1890-1957) usó el mito de al-Anqa en su poema del mismo nombre que publicó en Al-Jandawil, in 1927. Ver ibid., p. 77.
*14-Ibid.
*15-Sa’adeh, Antun. al-Sira’ al-Fikri fi al-Adab al-Suri, op. cit.,p. 52.
*16-Ibid., p. 57.
*17-Ibid.

Compartir

Escuchanos por AM990


Video Destacado

Desarrollo web